La pereza, nuestro peor enemigo…..