¿Cómo dejar de ser “cuello de botella”? - Encarna Teruel

¿Cómo dejar de ser “cuello de botella”?